18 de setembre de 2016

La ética de “La oferta económicamente más ventajosa” aplicada a las políticas de infancia y adolescencia

escuela

Ximo Valero | Auca. El II Plan Estratégico Nacional de Infancia y Adolescencia 2013-2016 (II PENIA), aprobado por Acuerdo de Consejo de Ministros de 5 abril 2013 recoge en su presentación la intención de convertirse en un instrumento integrador de las políticas de infancia y adolescencia en España respondiendo, de esta forma, a la Recomendación del Comité de los Derechos del Niño sobre “la necesidad de formular una estrategia global para la infancia” cuyo objetivo primordial sería generar una cultura de cooperación entre las instituciones (Administración General del Estado, Administración Autonómica y Administración Local) para la promoción y defensa de la infancia y la adolescencia y dar respuesta a los nuevos retos que se plantean en relación con el bienestar de ambos.


De las 125 medidas que recoge el II PENIA en sus ocho grandes objetivos y por lo que afecta directamente a nuestro ámbito de actuación, haremos referencia a dos de ellos:

OBJETIVO 6.-Educación de calidad: Garantizar una educación de calidad para todos los niños y adolescentes caracterizada por la formación en valores, la atención a la diversidad, el avance en la igualdad de oportunidades, la interculturalidad, el respeto a las minorías, la promoción de la equidad y la compensación de desigualdades [… ]
OBJETIVO-8.-Participación infantil y entornos adecuados: Promover la participación infantil, favoreciendo entornos medioambientales y sociales apropiados que permitan el desarrollo adecuado de sus capacidades, defendiendo el derecho al juego, al ocio, al tiempo libre en igualdad de oportunidades, en entornos seguros y promoviendo el consumo responsable, tanto en las zonas urbanas como en las rurales en aras de un desarrollo sostenible.
De todos es conocido que el principal cliente de nuestra empresa es la administración pública, y fundamentalmente la administración local. Concejalías de juventud, de educación, de cultura, de bienestar social… programan actividades y proyectos de intervención socioeducativa que son externalizados y dinamizados por entidades prestadoras de servicios. Entre ellos, las actividades de conciliación dirigidas a los centros de vacaciones (escuelas de verano, campamentos, colonias infantiles,…) El procedimiento para que una mercantil sea contratada por una entidad de titularidad pública está regulado por el TRLCSP (Texto Refundido Ley Contratos Sector Público) que dependiendo de la cuantía económica del servicio a prestar, establece la metodología acorde a la licitación y posterior adjudicación. Esta tramitación administrativa puede ir desde el contrato menor (servicios inferiores a 18.000€) al procedimiento abierto (por encima de los 50.000€) pasando por el procedimiento negociado con o sin publicidad (entre uno y otro). En cualquier caso, la adjudicación definitiva dependerá en última instancia de que la empresa propuesta por la mesa de contratación habilitada por la contratante, garantice a la administración no sólo su solvencia técnico – profesional y económico – financiera si no que apueste por ser “la oferta económicamente más ventajosa”, eufemismo disfrazado de terminología jurídico – administrativa que premia, en la mayoría de la ocasiones – cierto que no en todas –  la opción más barata, la más precaria, aquella que necesariamente debe permitirse jugar con los mínimos salariales establecidos en los convenios colectivos, la que apuesta por materiales didácticos y de actividad de ínfima calidad en el mejor de los casos o directamente inexistentes en el peor de los mismos, esa que no presta atención ni importancia a la calidad del programa educativo propuesto porque, ¿qué más da?… eres la opción “económicamente más ventajosa”. Eres la opción buena. Nos quedamos contigo. Los objetivos del II PENIA los revisaremos en otro momento. Cuando las cuentas cuadren. Cuando realmente nos importe gestionar eficientemente las políticas de infancia y adolescencia más allá de la foto del político de turno a las puertas de un colegio el día que empieza una Escuela de Verano…

Lo que sigue es un texto que escribí hace ya tres años, con motivo del X Aniversario de la fundación de la empresa y que se incluye parcialmente en el prólogo de 10 años creando espacios para educar (2013)  y lo recupero hoy porque parece que los vientos de cambio que auguraba el nuevo marco socio-político se convierten en simples brisas vespertinas al acariciar poltronas institucionales. Va dirigido, desde el agradecimiento y el respeto más sincero, a aquellas instancias públicas o privadas que tienen la fortuna de poder administrar, liderar y protagonizar cambios significativos en territorios concretos:   […] Os pido que hagáis un decidido esfuerzo por apostar definitivamente por la CALIDAD. Siendo conscientes de las dificultades económicas por las que atravesamos y siendo igualmente conscientes que los “recortes” en cultura, en formación, en educación, en ocio participativo,… ahogan presupuestos públicos y agotan recursos, es el momento de creer, o de volver a creer si queréis, no sólo en que los programas basados en la intervención socioeducativa son posibles, sino que son necesarios. Y si son necesarios deben estar basados en la CALIDAD de su gestión (calidad técnica, calidad pedagógica, calidad administrativa, calidad tributaria,…) porque, no lo olvidemos, estos programas inciden directamente en las personas, tratan de generar cambios cualitativos en los grupos y comunidades en los que se desarrollan buscando el diseño de una sociedad más justa, más libre, más coherente, más comprometida. Apostar por la CALIDAD y contribuir a ese diseño de sociedad debe ser vuestra obligación pero también vuestro privilegio“.

Ojalá la revisión del Decreto 86/2015, de 5 junio, por el que se desarrolla reglamentariamente la Ley 18/2010, de 30 de diciembre de la Generalitat, de Juventud, de la Comunitat Valenciana apueste definitivamente por redactar su TÍTULO II – DE LAS ACTIVIDADES DE TIEMPO LIBRE INFANTIL Y JUVENIL – desde la coherencia, desde el respeto a lo que defiende el II PENIA, con validez y aplicación a cualquier entidad pública y/o privada que se atreva a dinamizar intervenciones educativas en el tiempo libre dirigidas a infancia y juventud. Legislar sin miedo. Legislar para todos y todas. Apostando por la calidad. Por la puesta en valor y el reconocimiento de la profesión de animador/a sociocultural. Quizá será la única manera de evitar que las políticas de infancia y juventud municipales sean adjudicadas a monologuistas, gimnasios, legiones de becarios o academias cuyo principal aval de calidad sea el desconocimiento del sector del ocio educativo, el “compadreo local” o lo exiguo de su presupuesto.

Por Ximo Valero (Técnico ASC). Director General Auca, projectes educatius

- See more at: http://www.auca.es/la-etica-la-oferta-economicamente-mas-ventajosa-aplicada-las-politicas-infancia-adolescencia/?platform=hootsuite#sthash.pDOcAGJL.dpuf

Nota: si en algun moment hem optat per l'ús del masculí genèric, ho fem de molt mala gana, per no afegir pesadesa a les entrades, però sense que això suposi en cap cas que acata aquesta negació quotidiana de la presència de les dones en l'esdevenir del món.