Círculo de trabajo: nueva metodología operativa en 15M-Russafa

En la última Asamblea de Russafa se aprobó experimentar con un modo operativo diferente al tradicional modelo de comisiones, y que queremos esbozar aquí, aunque la idea central queda recogida en el acta del lunes 27 de junio.




La idea surgió de una reunión mantenida ese mismo día por los  portavoces de comisiones de 15m-Russafa (en este caso, de nexo, acción, comunicación y logística) y se decidió proponer a la asamblea, para recabar opiniones; también sugerimos que este debate podría ser necesario dentro de las mismas comisiones en el caso de que surgieran divergencias.


En esencia, se trata de que en lugar de varias comisiones trabajando en campos y momentos separados, todos y todas aquellos que estén dispuestos a ofrecer ideas y habilidades al 15M en Russafa coincidan en un espacio-tiempo concreto semanal donde reunirse para valorar qué acciones (nuevas, de profundización y de mantenimiento) hacen falta para el buen funcionamiento de nuestra revolución. Y para ponerlas en marcha.


Los objetivos son varios, pero principalmente consideramos que trabajar en grupo mayor permitirá una mayor fluidez de la comunicación, evitará la duplicidad de trabajo, y su opuesto, que algunas labores o ideas se pierdan por el camino. Consideramos que toda acción requiere una buena reflexión, y que cada reflexión merece ser puesta en acción y precisa de una buena comunicación, a la vez que la comunicación es en sí misma una acción y que la coordinación es necesaria en todos los ámbitos. Por ejemplo.


Hemos dado en llamar a este nuevo formato de funcionamiento “círculo de trabajo”; nos imaginamos tomando la plaza en días alternativos a los lunes (de asamblea), haciendo así doblemente visible el 15m en el barrio, trabajando en un círculo en el que se valoren las necesidades, se formulen ideas y éstas se pongan en práctica. Cuando se requiera, habrá varios círculos trabajando a la vez, pero en cercanía a los otros.


En lugar de comisiones planteamos “líneas de trabajo”, que en principio continuarán desarrollando los contenidos y las funciones de las comisiones, pero con la variante de que el número de personas activas en cada línea de trabajo podrá fluctuar más fácilmente según necesidades. La coincidencia física nos permitirá tener una valoración más realista de las capacidades disponibles para cada acción -ya sean estas acciones debates, difusiones, o marchas reivindicativas-. La función de nexo quedaría asumida por el círculo de trabajo, que nombraría portavoces, de cara a dialogar y construir 15M con las otras asambleas existentes.  Estas funciones, como todas las demás, irán rotando en la medida en que resulte necesario para mejorar la operatividad.

Si tras un tiempo de prueba apreciamos que funcionamos bien, pasaremos a tener un e-mail paralelo al de la lista que venimos usando (russafa@15mrussafa.org), que se tendrá carácter informativo general abierto a toda la asamblea, mientras que la otra será más apta para los debates y la organización. Por supuesto, cualquiera podrá darse de alta en este e-mail que se creará no para dejar fuera a nadie, sino para que quien sólo quiera estar informado de los comunicados más importante no se encuentre con su buzón saturado.


En asamblea se aprobó, tras votación, la fecha del primer día para el experimento: el martes 5 de julio, a las 19:30 horas, en la plaza del 15M de Russafa (la del mercado y la iglesia de San Valero). Como todo en este movimiento, el funcionamiento del grupo se irá valorando constantemente, y el mismo funcionará en tanto la asamblea lo considere necesario. Idealmente, el círculo será un espejo de las asambleas, con el mismo número de participantes, aunque aquí los procesos puedan ser más activos que discursivos. Creemos que será una manera de funcionar mucho más orgánica, cutánea, ya que el círculo de trabajo no es cerrado, sino poroso e inclusivo. 

Sabéis que podéis dejar vuestros comentarios, opiniones e ideas varias a esta nota; toda aportación será buena para preparar el círculo de trabajo del próximo martes. Seguimos.

Comentaris